RSS

Tag Archives: Huracán Florencia

Las otras víctimas de Florencia

PETA chicken

La devastación dejada por el Huracán Florencia también alcanzó a víctimas comúnmente olvidadas por la prensa. Víctimas silenciosas que fueron cruelmente abandonadas por quienes debían proveerles protección y cuidados y animales doblemente victimizados por la furia de la naturaleza y el insaciable paladar humano por su carne y secreciones.

Cada vez que la naturaleza desata su implacable fuerza, miles de animales perecen cruelmente abandonados a su suerte. En el 2005, el Animal Protection Caucus del Congreso de los Estados Unidos, reportó que el Huracán Katrina ocasionó la muerte y el abandono de más de 600,000 animales.

El Huracán Florencia no ha sido la excepción causándole también la muerte a peces, aves migratorias, especies locales, reptiles, animales en zoológicos, acuarios, animales de compañía, y animales explotados en granjas industrializadas. Estos últimos, atrapados en estrechos espacios y jaulas, y sin contar con ningún plan de emergencia, perecieron por millares al paso del huracán. Algunas personas dirán que tal vez esa fue una muerte más benigna considerando el destino que les esperaba; pero el caso es que a ellos no solamente los mató el huracán; los mató la codicia humana y el insaciable paladar de los humanos que aseguran que no pueden vivir sin explotarlos para luego degustarlos en platillos que, eventualmente, les causarán enfermedades e incluso la muerte.

A esto hay que añadir el grave riesgo de zoonosis provocado por los desechos de animales desparramados por toda el área del huracán. El excremento de los animales hacinados en las granjas industrializadas se esparció por toda el área afectada dejando a su paso enfermedad y muerte. Estos desechos que incluso antes del huracán ya contaminaban el aire, el agua y hasta el agua del subsuelo salieron disparados literalmente cubriendo de heces contaminadas a toda el área afectada por el huracán. Ahora solamente falta esperar las noticias de enfermedades respiratorias incurables y todo tipo de cánceres entre los pobladores de la zona. Pero, ¿acaso esto les importa a las industrias cárnicas y lácteas? ¡Por supuesto que no! Ellos están en ese negocio sólo con la finalidad de lucro, aún a costa de la salud humana. Para ellos, las animales víctimas del huracán son una pérdida económica que debe ser recuperada lo antes posible. Sus sufrimientos, su abandono, su muerte cruel, no cuenta para nada.

Felicito a las personas que evacuaron con todos sus animales y a organizaciones como People for the Ethical Tretament of Animals (PETA) que de inmediato envió a su equipo de rescate para ayudar a los animales que habían quedado atrás. Los miembros de ese equipo son superhéroes, personas excepcionales dispuestas a tomar cualquier tipo de riesgos para salvar vidas animales. Estos super héroes sin capa merecen toda nuestra admiración y apoyo por la labor que realizan y la mejor manera de ayudarlos es enviar donaciones para que puedan seguir realizando el trabajo que saben hacer tan bien.

El Departamento de Agricultura de Carolina del Norte confirmó que Florencia provocó la muerte de aproximadamente 3.4 millones de pollos y pavos y 5,500 cerdos y PETA calificó esto como una tragedia, “Estos millones de muertes se pudieron prevenir, pero mientras exista un mercado para la carne animal, algunas personas obtendrán ganancias a expensas de los animales”, dijo al portal EcoWatch un vocero de PETA. “Instamos a todos a asumir la responsabilidad personal, a no ignorar esta tragedia, y a ayudar a detener el sufrimiento futuro siendo veganos para que los animales ya no se vean obligados a soportar los muchos tipos de crueldad inherentes a la industria cárnica”, finalizó.

De nada sirven las lágrimas al contemplar la devastación que el huracán produjo a los animales. Debemos seguir trabajando para promover leyes y planes de evacuación que los incluyan y protejan en situaciones de emergencia y si no quieres ver más animales de granja tratando de salir a flote sin esperanzas de lograrlo o animales flotando ahogados en las aguas de cualquier desastre natural, lo que tienes que hacer es ¡dejar de comerlos!

A largo plazo, el efecto devastador que tendrá en tu cuerpo y en tu conciencia, será peor que el de cualquier huracán. La ley de la vida, que siempre es justa y equitativa, clamará por un castigo igualitario para ti, para el planeta en el que vives y para tu salud. Ya es hora de dejar atrás la inacción, la indiferencia y la apatía. Tal vez no podrás salvarlos a todos, pero tu contribución a la causa y tu decisión personal de no comerlos o consumir sus productos, ayudará enormemente a que cada vez veamos menos animales explotados y vilmente sacrificados por el gusto insano de paladares ávidos de sangre y miseria.

 

 

Advertisements
 

Tags: , , ,