RSS

Vegano como mi perro…o mi gato

04 Mar

vegan dogsMuchas personas se sorprenden cuando se enteran de que los perros pueden no solamente disfrutar de una vibrante salud basada en una dieta vegana, sino que además, al igual que la gente, su condición física puede en mejorar como resultado de la eliminación de los alimentos de origen animal de sus dietas.

Según su género, los perros son clasificados como carnívoros, pero metabólicamente son en realidad omnívoros. Esto quiere decir que sus necesidades nutricionales pueden ser satisfechas adecuadamente con una dieta vegana, puesto que pueden encontrar o sintetizar todos los nutrientes que necesitan de los alimentos vegetales y reforzarlos con suplementos.

Como ya informé antes, las comidas para animales de compañía existentes en los supermercados pueden ser perjudiciales para su salud. En la mayoría de los casos, estos alimentos están fabricados con los desechos de los mataderos no aptos para el consumo humanos y podrían provenir de animales gravemente enfermos. La mayoría de las comidas para perros y gatos contienen hormonas, pesticidas y antibióticos que también se encuentran en productos para los seres humanos.

Muchos vegetarianos o veganos les dan a sus animales de compañía alimentos libres de productos animales. Uno de los ejemplos más resaltantes es el de Bramble, un Collie que llegó a vivir 27 años con una dieta basada en arroz, lentejas, y verduras orgánicas. En 2002, Bramble fue incluido en el Libro de Records Guinness como el perro más viejo del mundo.

Numerosos estudios han demostrado que las enfermedades asociadas al consumo de carne en los seres humanos, como alergias, varios tipos de cáncer, trastornos renales, hepáticos, óseos, renales y cardíacos también afectan a los animales no-humanos. En los Estados Unidos, donde los controles de producción son más estrictos que en Latinoamérica, se han retirado del mercado muchos alimentos para animales de compañía contaminados con las nefasta Enfermedad de la Vaca Loca que afecta particularmente a los gatos.

Las necesidades nutricionales de los perros y gatos se pueden alcanzar fácilmente con una dieta vegana balanceada y algunos suplementos. Algunas personas piensan que tal vez no es natural suprimir la carne de sus dietas. En su estado silvestre, los animales consumen grandes cantidades de alimentos de origen vegetal. Además, para servirles la carne que deberían consumir naturalmente, tendríamos que servirles ratones o aves o permitirles cazar por sí mismos. Y esto, obviamente no es posible porque los perros y gatos han sido retirados de la cadena alimenticia.

Preparar comida vegetariana para perros es fácil porque los perros son esencialmente omnívoros. Si cambias algunos de los ingredientes, asegúrate que no estás cambiando el balance nutricional de la receta. Si un perro recibe muy poca proteína, calcio o vitamina D, su salud podría estar comprometida.

Asimismo, algunos perros necesitan dos aminoácidos llamados L-carnitina y taurina, las cuales, generalmente, no son añadidas a los alimentos comerciales para perros y podrían ser insuficientes en la comida casera que se prepara para ellos. Una deficiencia de estos nutrientes puede causar cardiomiopatía dilatada; una enfermedad seria en la que el corazón se agranda y no puede puncionar adecuadamente. Para evitar problemas, estos dos suplementos pueden comprarse en cualquier tienda de suplementos saludables.

En el caso de los gatos, sus requerimientos nutricionales son un poco más complicados. Los gatos necesitan una considerable cantidad de vitamina A, la cual no pueden biosintetizar del caroteno como lo hacen los perros y los humanos. La insuficiencia de esta vitamina puede causarles pérdida de la audición, problemas cutáneos, óseos, intestinales y de sus órganos reproductivos.Los gatos también necesitan taurina. Si a un gato le falta esta substancia, puede perder la visión y podría desarrollar cardiomiopatía. Las compañías comerciales de alimento para gatos frecuentemente añaden taurina obtenida de moluscos; pero existen fuentes vegetarianas de taurina y vitamina A que también añaden ácido araquidónico, que es otro nutriente esencial para los gatos.

Los perros y gatos que comen alimentos cocinados o procesados también se benefician con la adición de enzimas digestivas en su comida. Estas enzimas también pueden comprarse en las tiendas de suplementos de salud.

No olvides que toda verdura cruda incluida en la dieta de un perro debe estar rallada a mano o utilizando un procesador de alimentos para ayudar a su digestión.

Para ayudar en el proceso de transición a una dieta vegetariana o vegana, empieza a mezclar alimentos vegetarianos en la comida que usualmente le das a tu perro. Gradualmente, cambia la proporción de los alimentos hasta que ya no haya carne en ellos. Si tu perro se resiste un poco al cambio, puedes añadir un poquito de leche de soya, levadura nutricional, aceite de oliva, catnip (para gatos), quelpo en polvo, comida envasada para bebitos que no contenga cebollas u otros sazonadores. También puedes calentarle un poco su comida y servírsela tibia.

A muchos gatos les gusta la levadura nutricional y pedacitos de melón. Y a la mayoría les encantan los garbanzos hechos puré y las hamburguesas vegetarianas.

Si tu animal es adicto a la comida de supermercado, le tomará un tiempo adaptarse a la nueva dieta. Luego de hacer el cambio a una dieta vegetariana, debes monitorear a tus animales para asegurarte que no hay problemas con su nueva dieta, especialmente si son cachorritos o gatitos. Asegúrate que no se presenten problemas gastrointestinales, cutáneos o de cualquier otra índole.

La salud de la mayoría de los perros y gatos se mejora con una dieta vegetariana; pero, ocasionalmente, si tus animales presentan problemas de salud, lo más adecuado es usar el sentido común y hacer lo que sea mejor para nuestros animales.

Aquí te dejo algunas recetas fáciles que seguramente serán del agrado de tus engreídos:

  • Platito sabroso para gatos:

3/8 de taza de germinados de garbanzo o garbanzos cocidos.

1 y ½ cucharaditas de levadura nutricional en polvo.

1 cucharadita de verduras ralladas.

1 cucharadita de aceite de oliva virgen.

1/3 cucharadita de salsa de soya.

Mezclar todos los ingredientes y servírselos en su plato de comida habitual.

  • Galletas vegetarianas para perros:

1        tazas de harina de trigo integral.

1 taza de levadura nutricional.

1 cucharadita de sal.

1 cucharadita de ajo en polvo

Mezclar los ingredientes. Añadir aproximadamente tres tazas de agua. Amasar hasta obtener una masa elástica. Pasar el rodillo hasta alcanzar un espesor de unos 3 centímetros. Recortar con un molde.
Cocer en el horno por 10-15 minutos a 250ºC. Apagar el horno, dejar reposar las galletas durante una noche o el tiempo equivalente para que se endurezcan y resulten crujientes.

  • Galletitas de tofu:

225 gramos de harina de trigo integral.

150 gramos de tofu rallado.

1 diente de ajo machacado.

2 cucharadas de aceite de oliva o girasol.

1/3 de taza de agua.

Mezclar la harina con el tofu y añadir el ajo y el aceite. Mezclar con agua hasta que quede una masa homogénea. Amasar unos minutos y extender sobre una superficie plana, para pasarle el rodillo y cortar con la forma deseada.
Hornear por 10-13 minutos hasta que estén doradas. Retirarlas del horno y dejarlas enfriar.

 

Tags: , ,

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

 
%d bloggers like this: